not_in_us
Item no
109093

Cuero de color tabaco | Acabado de cinc

cm pulgadas
190 x 50 x H. 42 cm
74.8" x 19.69" x 16.54" H
ninguno
Devuelva a la vida a los ecos de estilo chéster con el banco abotonado York.Leer más
  • HECHO A MANO POR HÁBILES ARTESANOS
  • ENVÍO MUNDIAL
  • ASESORAMIENTO PERSONAL EN NUESTRA SALA DE EXPOSICIÓN
Especificaciones
not_in_us
Más Información
Interior/exteriorUso en interiores/solo lugares secos
Información del producto
Devuelva a la vida a los ecos de estilo chéster con el banco abotonado York. Esta otomana llena de estilo combina una elegante estructura de acero con acabado de cinc y un rico tapizado de cuero de color tabaco, quedando igual de bien en hogares con decoraciones industriales e interiores de estilo «vintage».

Instrucciones de cuidado


CÓMO CUIDAR LOS MUEBLES CON TAPICERÍA DE PIEL

Los procesos de curtido y acabado no corrigen imperfecciones como picaduras de insectos, cicatrices y estrías. Estas sutiles marcas son una muestra de que el cuero es auténtico y natural.

Para disfrutar plenamente de sus asientos de piel y garantizar su durabilidad, siga estas reglas básicas:

  • No coloque sus asientos cerca de fuentes de calor, como radiadores o chimeneas.
  • Evite una exposición excesiva a la luz solar, la humedad o los cambios extremos de temperatura.
  • Tenga cuidado con los pantalones vaqueros, ya que pueden transferir el color a la piel de forma irreparable.
  • Evite los arañazos de las mascotas o el contacto con objetos punzantes (por ejemplo, remaches o hebillas).
Limpieza y mantenimiento

Se recomienda limpiar el polvo con regularidad, idealmente una vez a la semana, sobre todo si los muebles tienen asientos acolchados. Pase la aspiradora con un cepillo de punta suave o use un trapo suave y seco para limpiar la superficie de la piel. Elimine las manchas accidentales lo antes posible, pero nunca con jabones o detergentes agresivos.

Es fundamental cuidar la piel para preservar la belleza y el aspecto del cuero. El mantenimiento debe realizarse cuatro veces al año. Si se respeta esta frecuencia, se garantiza una protección constante del objeto y ayuda a que su eficacia se conserve. Seque el objeto al aire libre. No utilice nunca un secador de pelo u otras fuentes de calor para secar el cuero.

Para este fin, utilice una crema de mantenimiento para el cuero que tenga propiedades protectoras y nutritivas. Evite el uso de aerosoles con disolventes, así como cualquier tipo de aceite o productos a base de grasa. Vierta una pequeña cantidad de producto sobre un trapo suave y extiéndalo sin frotar para cubrir uniformemente la superficie de cuero. Extienda la crema con atención sobre los asientos, respaldos y reposabrazos. Deje que se seque y después limpie con un trapo de lana si desea lograr un efecto brillante.

Leather upholstery detailLeather upholstery detail
El artículo se ha añadido a su cesta.